Calle del Marqués de Lozoya 25, 28007 Madrid
+34 915 740 680
info@reformas10.com
impermeabilizar una casa con poco presupuesto

¿Cómo impermeabilizar una casa con poco presupuesto?

impermeabilizar una casa con poco presupuesto

Si las filtraciones de agua le causan problemas le enseñamos cómo impermeabilizar una casa con poco presupuesto. En Reformas10 nos preocupamos por el estado de su hogar que si no tiene una protección efectiva contra líquidos está propenso a sufrir daños en la estructura y cableado. Si realiza este trabajo usted mismo puede ahorrar bastante dinero.

¿Por qué es tan importante impermeabilizar?

Una casa sin impermeabilizar tiene riesgo de filtraciones de agua durante los días lluviosos. Esto al principio no afecta a la estructura, pero con el paso del tiempo los resultados de la humedad comenzarán a reflejarse en el techo, las paredes y las lámparas comprometiendo su hogar.

Las carencias de impermeabilización son comunes en las casas antiguas que no han pasado por ninguna reforma. El costo para impermeabilizar una casa promedio según la web habitissimo es de 350 a 5000 euros, para espacios más grandes y con materiales espaciales. Si usted tiene bajo presupuesto para este trabajo ¿por qué no se anima a probar con el bricolaje?

Para ahorrar al máximo el presupuesto dedíquese a la tarea de impermeabilizar por su cuenta e investigar sus opciones de materiales impermeabilizantes fáciles de aplicar. Debe saber que existen métodos para proteger sus muros y techos sin necesidad de recurrir a mano de obra. Estos son fáciles de implementar y además económicos.

Antes de decidir cualquier impermeabilizante primero estudie la gravedad de la situación con sus paredes y techos. Haga una pequeña inspección y determine cuándo comenzaron las filtraciones, qué medidas ha aplicado, si existe alguna estructura comprometida por la humedad o las plagas y también anote de qué material están hechos los muros. Esto es fundamental para dar con el producto adecuado para atender su caso.

5 pasos para impermeabilizar una casa con poco presupuesto

Realizar una impermeabilización casera requiere paciencia y búsqueda exhaustiva de los materiales adecuados. Si no está dispuesto a terminar el trabajo lo mejor es no empezarlo, ya que significaría posibles complicaciones y más dinero para reparar un bricolaje mal hecho.

Para facilitar su búsqueda como siempre le traemos algunos pasos para hacer la impermeabilización.

1- Determinar las áreas de impermeabilización

Para comenzar debe poseer algunos conocimientos básicos sobre el proceso de impermeabilizar. Las zonas por dónde generalmente se filtra el agua son los techos, muros, sótano, ductos, tejados y terraza. A estas áreas ponga atención y realice una inspección para determinar sus condiciones y revise que no existan problemas con las tuberías. En caso de que encuentre algo extraño contrate a un fontanero de confianza.

El tipo de deterioro más común en edificios y casas es por la filtración, ya que el tiempo de vida de los materiales de construcción se reduce hasta a la mitad si está expuesto a la humedad. Como ya mencionamos, lleve nota de las zonas a impermeabilizar y también de los materiales de sus muros. Hay productos que funcionan mejor en concreto, otros con madera y yeso.

Consejo: Como recomendación lo mejor es hacer una impermeabilización total aunque tome tiempo. Arreglar una pequeña fisura descuidando las otras zonas puede ocasionar un efecto colateral más adelante.

2- Buscar opciones de impermeabilizantes

Los impermeabilizantes pueden ser caseros o de fabricación industrial, todos tienen el mismo objetivo, pero hay diferentes tipos. Lo importante es que consigas los que son de aplicación fácil y doméstica, por su costo y eficiencia. Si el techo o la pared tienen daños importantes tendrá que recurrir a sistemas más complejos como  papel asfáltico o film de polietileno.

Le definiremos los impermeabilizantes predilectos para las aplicaciones caseras y su uso en cada superficie.

Mezcla casera:

La opción más económica es la de hacer su propia mezcla. Se hace con jabón de pasto blanco, alumbre y 10 litros de agua. Deje que se disuelva el jabón en 5 litros de agua y ese resultado póngalo a calentar. Con una brocha comience a esparcir la mezcla. Deje que seque antes de aplicar la otra capa y repita el proceso unas 3 veces en techos y paredes. Cuando deje de resbalar significa que ya está seca.

Si su casa tiene goteras deberá aplicar una mezcla de mortero para reparar antes de usar esta mezcla.

Acrílicos o elastoméricos:

Este tipo de impermeabilizante es fácil de aplicar ya que no se debe usar una membrana de refuerzo. Son líquidos hechos a base de resinas, pigmentos y componentes cerámicos que protegen superficies de cemento, asbesto y lámina galvanizada. Una de sus ventajas es que se amolda a la superficie de construcción, es resistente al cambio climático y no se agrieta.

Su duración es de 3 a 7 años. Ideal para los la impermeabilización de los techos.

productos impermeabilizantes techo y muros

Acritón impermeable:

Muy parecido a los acrílicos, también son conocidos como selladores por su aplicación en capas. Es recomendado para superficies de amianto y concreto, ideal para los techos inclinados. No se necesita productos complementarios para aplicarlo, es elástico, resistente, no sufre de fisuras y no emite ningún agente tóxico.

Pinturas impermeables:

La mejor opción para impermeabilizar las paredes de forma fácil y barata sin comprometer la estética de la casa. Funciona de manera similar que los productos acrílicos, no se fisura, es de alta durabilidad y se consigue en diferentes colores. Se aplica al igual que una pintura normal a excepción de que los tiempos de secado son más largos.

Membrana líquida impermeabilizante:

Es un tipo de membrana sensible a diversos materiales y estructuras, por eso si no está seguro de qué materiales se usaron para hacer la casa esta es su opción indicada. Necesita el uso de un polímero para fijarse. Son transpirables, cubren cada zona a detalle y tienen mayor penetración.

Estos son los materiales idóneos y más fáciles de aplicar sin ningún conocimiento técnico. Al adquirirlo lea bien las instrucciones de aplicación y las áreas recomendadas en dónde probarlos. Existen también otros tipos de impermeabilizantes como los prefabricados y cementosos más utilizados en lugares como el sótano, muros de contención y zonas con alta concentración de humedad.

3- Limpiar todas las superficies y proteger

Al aplicar cualquiera de estos productos de impermeabilización la limpieza es lo primero. Por eso asegúrese de quitar todo el polvo, aceite, suciedad acumulada y óxido de las superficies. Utilice jabón neutro y productos naturales para deshacerse de todas las impurezas.

Revise si la pared, techo y sótano tienen la presencia de hongos por la humedad o presentan demasiado deterioro. Ocupe un momento en barnizar las puertas y plataformas de madera afectadas antes de aplicar cualquier producto. Compruebe que las paredes y el techo estén secos a la hora de usar el impermeabilizante.

4- Cubra los mecanismos de seguridad

La seguridad es fundamental al momento de impermeabilizar, recuerde que manipula productos delicados que manchan y afectan la piel. Utilice guantes de tela o goma, pantalones viejos y largos, una camiseta cómoda, lentes de protección y una boquilla si tiene problemas con los olores.

Si va a trabajar en el techo avise a su familia o a los vecinos, lo mejor es que alguien lo acompañe como seguridad, sea para la aplicación o simplemente aguantando la escalera. Contar con otra persona es una prevención ante posibles accidentes, si tiene techo liso no tendrá tantos problemas para desplazarse.

aplicar impermeabilización en una casa

5- Aplicación final y secado

Aplique la mezcla elegida con un rodillo (acritón, acrílicas y membrana) o con una brocha (pinturas y mezcla casera). La superficie tiene que estar seca y curada de posibles goteras con el uso de cemento, aunque algunos impermeabilizantes ya tienen el efecto de sellador.

Este proceso toma tiempo ya que todos estos productos impermeabilizantes se aplican por capas. Hay otro tipo que consiste en una lámina, pero son métodos más costosos y que necesitan aplicación técnica. Las capas tardan en secarse de 4 a 12 horas por completo. Revise que no estén resbaladizas y compruebe la textura antes de aplicar la otra capa, con 3 será suficiente para tener su hogar protegido.

Ventajas de realizar una impermeabilización en casa

  • Las impermeabilizaciones aumentan el valor de las propiedades y su posicionamiento en el mercado al momento de vender.
  • Evitan las filtraciones y problemas con la humedad en la casa (enfermedades, plagas, moho).
  • Hacen de su hogar un sitio más saludable, cómodo y fresco.
  • Son un complemento para la máxima eficiencia térmica para frío y calor.

¿Se anima a impermeabilizar una casa con poco presupuesto? Déjenos saberlo en los comentarios y si su hogar sufre un percance mayor con las filtraciones no dude en pedir presupuesto. Estaremos encantados de atender su problema.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Suscribete a nuestro boletín

Unete a nuestra lista de correo para recibir las últimas publicaciones.

¡Te has suscrito con éxito!

Leer entrada anterior
Reformas10, una de las mejores empresas de reformas en Madrid

Reformas 10 se ha posicionado como una de las mejores empresas de reformas en Madrid por su experiencia y compromiso…

Cerrar