Calle del Marqués de Lozoya 25, 28007 Madrid
+34 915 740 680
info@reformas10.com
plan de mantenimiento para su casa

Organice un plan anual de mantenimiento para su casa #infografía

plan de mantenimiento para su casa
¿Sabe cómo organizar un plan anual de mantenimiento para su casa? En https://www.reformas10.com/ como expertos en reformas en Madrid le mostraremos qué debe hacer en cada temporada para que su hogar esté siempre en buen estado. Preste atención a estos consejos y comience a preparar su propia agenda.

Cree una agenda para tener una vivienda saludable

Una casa a la que se le haga mantenimiento adecuado y oportuno será más segura, brindará más comodidad y mantendrá su valor en el mercado. El paso del tiempo provoca el deterioro de los inmuebles como en cualquier otra cosa. Está en manos del propietario permanecer atento a las reparaciones que debe hacer para que siga funcionando de manera adecuada.

Y más importante aún, hay que hacer reparaciones preventivas a la casa para evitar su deterioro. Invertir a tiempo le ahorrará gastos mayores, lo que significa tener que hacer un mantenimiento correctivo.

Son muchos los detalles a los que hay que estar atentos en una vivienda. Tener una agenda para el mantenimiento de la casa le facilitará el trabajo. Si no lleva un plan se verá enredado en un montón de tareas sin acabar.

Hay tareas que debe hacerlas con más frecuencia que otras. Por ejemplo, cada mes debe revisar los filtros de aire y cambiarlos de ser necesario. Asimismo debe chequear que los detectores de humo funcionen bien y que el extinguidor esté en óptimas condiciones.

Otras tareas las puede organizar de acuerdo a la estación del año. Como punto clave para planificar el mantenimiento de esta manera le diremos que en primavera y en verano debe concentrarse en el exterior de la casa. Mientras que en otoño e invierno planifique las del interior. Es decir, si va a hacer reformas en el interior de la vivienda como pintar las paredes, las puede hacer en los meses fríos. Pero si lo que desea es renovar el aspecto exterior, tendrá que esperar el verano.

Además de la época del año, hay otros aspectos que también interfieren en el mantenimiento preventivo y correctivo que se hace a un inmueble. Veamos cuáles son estos factores.

Antigüedad de la casa

La lógica dice que una casa nueva requerirá menos trabajo que otra que tenga más años de vida. Por lo tanto estas últimas necesitan mayor mantenimiento. Esto no quiere decir que si su casa tiene menos de 5 años debe despreocuparse. Todo lo contrario, tiene que ser observador y estar atento a las primeras señales de deterioro para atenderlas a tiempo.

Ubicación y clima

El lugar donde se encuentre la vivienda también acelerará o no la necesidad de mantenimiento. Por ejemplo, si usted vive en una zona costera, el salitre puede convertirse en un dolor de cabeza al acelerar el desgaste de tuberías y electrodomésticos. La humedad también puede afectar algunas áreas de su casa.

De acuerdo al clima de dónde viva su casa tendrá sistemas de aire acondicionado o calefacción (o ambos). Esto significa que tiene que estar atento al mantenimiento de los equipos para asegurarse que funcionan bien.

En fin, de acuerdo a las condiciones del lugar donde esté su propiedad tendrá que estar atento a algún problema en particular.

Tamaño de la vivienda

El tamaño del inmueble también influye en las labores de mantenimiento. Mientras más grande sea, más detalles tendrá que cuidar y más tiempo se tomará el mantenimiento. Este punto tiene un aspecto muy positivo y es que una vez que cumpla con los primeros mantenimientos, puede ser capaz de determinar cuánto tiempo y dinero le llevará hacerlas en el futuro. De manera, que podrá organizarse aún mejor.

¿Cómo organizar el plan anual de mantenimiento para su casa?

renueve el exterior de su casa en primavera

El techo, las paredes, tuberías, sistemas eléctricos, equipos de calefacción, el estado del piso y las moquetas. En fin, todo dentro de su casa necesita al menos revisión anual para determinar qué necesita mantenimiento y qué debe repararse.

Para que no se complique más de la cuenta, le mostraremos cómo hacer un plan de mantenimiento. Este ejemplo le servirá de guía para armar uno propio, de acuerdo a sus necesidades y características de su propia casa. En este caso dividiremos las actividades a realizar por estaciones.

Primavera

En primavera acabamos de salir de los meses más fríos y queremos pasar más tiempo fuera de casa. De hecho este es el momento apropiado para comenzar a hacer el mantenimiento exterior y ver qué hace falta hacer antes que llegue el verano.

Sin embargo, no debemos descuidar el interior. Comience los trabajos con una limpieza de primavera profunda que abarcará tanto el exterior como el interior.

Las principales tareas que debe realizar en este momento tienen que ver con los posibles daños que haya dejado el invierno. Revise si hay grietas en las paredes o fracturas en las bases de la casa. Si las hay estas tienen que ser atendidas lo antes posible. Si no hay nada de qué preocuparse quizás solo sea necesario renovar el aspecto exterior con un lavado a presión y un trabajo de pintura.

Haga una inspección en el techo en busca de posibles humedades y filtraciones. Este problema es preferible detenerlo a tiempo antes que cause más daños a la estructura, incluso a la salud de las personas.

También es momento de revisar los drenajes y limpiar los canalones para retirar todo el sucio y sedimentos que haya quedado de la temporada anterior. Asegúrese también que las conexiones estén bien.

Preste atención al jardín, retire las plantas muertas. Este el momento de renovarlo y lucirlo antes que vuelva a llegar el frío.

Si tiene sistema de aire acondicionado, es el momento de chequearlo para asegurarse que esté listo para usar en verano.

Verano

El verano, además del clima, tiene la ventaja que los días son más largos así que tendrá más tiempo para concretar sus proyectos. Continúe trabajando en el jardín, cuide el césped para que crezca sano.

Revise que no haya ninguna fuga por las tuberías. Chequee la presión del agua, si está débil es una señal de que puede estar rota. Trate de ubicar dónde está el problema para repararlo. Quizás necesite contratar un profesional. Si necesita ayuda, puede contactarnos y le enviaremos a alguien.

Repare las ventanas y reemplace los vidrios dañados. Hacer esto aumentará la eficiencia de los sistemas de calefacción y aire acondicionado.

Sabemos que por el calor no querrá dedicarle todo el verano a la parte exterior. También puede trabajar en proyectos dentro de la casa. Revise las áreas críticas de la casa que son el baño y la cocina, y haga las reparaciones pertinentes en cada una.

Otoño

Este es el momento de preparar la casa para el invierno. Debe concentrarse en tener todos los sistemas funcionando y prevenir los daños que el frío y el hielo pueda provocar.

Proteja el sistema de aire acondicionado, cubriendo las partes exteriores con una lona. Al mismo tiempo, revise y haga mantenimiento profundo al sistema de calefacción. Si tiene chimenea debe limpiarla antes que comience la temporada de uso.

Si ya limpió los canalones, dé una última revisada para asegurarse que nada los haya vuelto a obstruir. Libere los rociadores del jardín del agua que puedan tener y protéjalos para que no se congelen y dañen con las bajas temperaturas.

Invierno

El invierno es el momento de trabajar en el interior de la casa. Recuerde que una de las tareas principales es chequear la chimenea con regularidad y limpiarla para evitar accidentes. haga también mantenimiento a los filtros de aire.

Revise el sistema eléctrico de toda la casa. Algunos detalles los puede reparar por su cuenta, pero siempre es mejor llamar a un electricista que se haga cargo de cualquier inconveniente.

La nieve y el hielo pueden ser muy dañinos, esté atento a las tuberías de su casa, asegurándose que todo funcione bien. Evite que estos elementos se acumulen en los techos y paredes porque pueden causar daños en la estructura, sin contar con que también son peligrosos para las personas.

Sea muy observador dentro de su casa. Ubique todos los detalles que necesiten una pequeña reparación y hágalo de una vez. Esto le ayudará a evitar daños mayores en el futuro.

Llevar a cabo un plan de mantenimiento preventivo y correctivo le puede parecer una opción muy costosa. Pero pienselo antes bien antes de dejar pasar este plan por alto. Un problema pequeño hoy se puede convertir en uno grave dentro de unos meses. Lo mejor es mantener la casa al día, por el bien de la propiedad y de la familia.

Propóngase, junto a su familia, un plan de ahorros para invertir en estos proyectos. Hacer labores de mantenimiento, a la larga es más económico que tener que pagar por una reparación.

¿Ya tiene listo el plan anual de mantenimiento para su casa? ¿Tiene algún otro consejo que haga falta añadir a este post? No dude en mencionarlo en los comentarios, estamos esperando por su opinión.
Organice un plan anual de mantenimiento para su casa #infografía
Fuente infografía

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Suscribete a nuestro boletín

Unete a nuestra lista de correo para recibir las últimas publicaciones.

¡Te has suscrito con éxito!

Leer entrada anterior
Cómo reformar con éxito: Pasos a seguir #infografía

Si se plantea cambiar el aspecto de su residencia, local comercial o piso  en www.reformas10.com le indicamos cómo reformar con…

Cerrar