Calle del Marqués de Lozoya 25, 28007 Madrid
+34 915 740 680
info@reformas10.com

Escoja el método adecuado para impermeabilizar el techo

En su Empresa Reformas Madrid le presentaremos una guía completa para que escoja el método adecuado para impermeabilizar el techo de su hogar. Todo proyecto requiere protección contra el paso del agua y la humedad hacia el interior, con ello reduce la posibilidad de la aparición de hongos y evita gastos por pérdidas materiales. ¿Qué producto debe utilizar?, ¿cuáles son las precauciones que debe tener en mente?, ¿lo puede hacer usted mismo?, Acá le tenemos las respuestas para estas y otras preguntas sobre este proceso.

Tipos de impermeabilizantes en el mercado

Cuando inicia con un proyecto de construcción o está en medio de reparaciones en su hogar, una de las preguntas que surgirá en el trayecto es qué tipo de impermeabilizante utilizará para evitar que el techo se deteriore. El agua y la humedad pueden llegar a ser elementos destructivos cuando de construcciones se trata. Si no se controla a tiempo son capaces de producir daños a la estructura y a los muebles en el interior de la vivienda, provocando así un gasto bastante elevado de asumir.

La buena noticia es que en el mercado existe una amplia variedad de materiales que cumplen esta función, cada uno con características particulares que pueden ser aprovechadas para distintos tipos de superficies. Aunque nos centraremos en brindarle la información que necesita para que escoja el método adecuado para impermeabilizar el techo, queremos que conozca a detalle estos productos.

Hay impermeabilizantes para cada proyecto, bien sea que se trate para evitar el paso del agua por el techo, las paredes, proteger la piscina, azoteas, tanques o cualquier otro tipo de superficie. Algunos son más adecuados para obras civiles y otros se utilizan más en las industriales. Conozcamos a continuación los más comunes.

Impermeabilización cementosa

Este material se utiliza sobre todo en zonas húmedas interiores como depósitos de agua, sótanos, muros de contención y otros. Es bastante resistente y recomendable para utilizarse en climas fríos. Varía entre rígido y semiflexible, por lo que es más recomendable utilizarlo en interiores y no exponerlos a la intemperie. Mientras no sufra ningún tipo de fracturas funcionará de manera adecuada.

Acritón impermeable

Entre los productos recomendados para aplicar en techos encontramos el acritón. Es fácil de aplicar, resistente al frío y el calor, requiere poco mantenimiento, es 100 % impermeable y se puede utilizar sobre superficies de concreto, lámina galvanizada, mortero, entre otros. Posee gran elasticidad, lo que evita que se cuartee o fisure debido a los movimientos de la obra.

Asfálticos

Al igual que el acritón es 100% impermeable, se puede aplicar sobre cualquier superficie expuesta a las condiciones climáticas y son capaces de durar mucho tiempo casi sin ningún mantenimiento.

Hay varias opciones para impermeabilizar los techos. El asfalto en frío compuesto por agua emulsionada, poliéster y fibras de vidrio, y en caliente formado por capas de cartón asfáltico y fibra de vidrio, que debe cubrirse con pintura reflectante al aplicarse.

Acrílicos

Se trata de un impermeabilizante líquido que se aplica sobre superficies de mortero, concreto, asbesto, fibrocemento y zinc. Parece una pintura, es fácil de aplicar y muy elástico. Está fabricado con resinas sintéticas y fibra de vidrio. También se utiliza para reparar grietas.

Materiales prefabricados

Si busca acelerar los resultados del proyecto, esta puede ser la opción que busca, ya que le permite cubrir el área con mayor rapidez, además que su aplicación es más uniforme. Es elástico, resistente y fácil de adherir.

Métodos ecológicos

Hoy en día la tendencia es la construcción de casas eco-amigables, no es de extrañar entonces que estos métodos también se apliquen a la impermeabilización de los techos. Para ello se utilizan materiales de reciclaje resistentes a la intemperie y capaces de adaptarse a los movimientos de la estructura.

Dependiendo del lugar que se vaya a proteger debe escoger cuidadosamente el producto. Para los techos, es importante que se contraigan y expandan sin quebrarse, capaces de soportar los cambios de temperatura y efectos del clima. El cloro caucho, por ejemplo, se utiliza más que todo en terrazas, piscinas, depósitos de cemento, acero, entre otros.

Para las paredes son recomendables el asfalto, resinas sintéticas, acrílicos, productos a base de cemento y otros. Si tiene alguna duda sobre cuál material le conviene más, consúltenos al respecto y nos encargaremos de ayudarle a encontrar la solución más adecuada.

Posibles complicaciones

Hay materiales que funcionan mejor otros para proteger el hogar, aunque con una aplicación correcta se logra disminuir el margen de erros de estos productos. Aún así hay que estar atentos a los posibles problemas que se pueden presentar con la impermeabilización de los techos u otras superficies.

Entre los principales inconvenientes que se pueden presentar es que el producto aplicado no sea lo suficiente impermeable. Este es uno de los factores a tomar en cuenta al escoger el material. Algunos de ellos garantizan que con la instalación correcta no pasará nada de agua y humedad hacia el interior, pero siempre es posible que pase algo de agua por alguna grieta.

También hay productos que absorben agua, lo que puede provocar filtraciones hacia el interior del hogar.

El paso del tiempo provoca la pérdida de elasticidad de los materiales, una característica importante para su buen funcionamiento debido a que este tiene que ser capaz de soportar los movimientos de la superficie. Al perder su capacidad de elongación se propenso a que se produzcan grietas en la superficie.

Una manera de evitar estos problemas es asegurarse que la instalación la haga un profesional. Aunque hay materiales que puede aplicar usted mismo con menor inversión, al hacerlo una persona con los conocimientos pertinentes será capaz de tomar las medidas necesarias para prevenir inconvenientes y corregir las imperfecciones que se presenten durante el proceso. Además, así asegura mantener la garantía de los productos que ha utilizado.

Ahora ya cuenta con la información que necesita para que escoja el método adecuado para impermeabilizar el techo a la hora de rehabilitar su hogar. Recuerde evaluar también el costo de mantenimiento, resistencia a los rayos UV, tiempo de secado y acabado para decidirse por el material que más le convenga de acuerdo al costo y funcionalidad.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Suscribete a nuestro boletín

Unete a nuestra lista de correo para recibir las últimas publicaciones.

¡Te has suscrito con éxito!

Leer entrada anterior
Recomendaciones para mantener bien cuidada la piscina

Por lo general, el verano es sinónimo de playa o piscina. Ambas son perfectas para refrescarse durante los días calurosos…

Cerrar